1 / 15

Marzo 2015

Simplemente legendaria: la excepcional y brillante historia de la silla de café vienés original 214 de Thonet


Novedad en el programa: la versión «Pure Materials» en madera de fresno natural

Durante la exposición mundial de 1867 en París, nació la leyenda de la en aquel entonces conocida como silla n.º 14 de Michael Thonet, después de que cayera de la Torre Eiffel desde 57 metros y no sufriera daño alguno. La robustez del mueble —que no solo demostró este incidente—, en combinación con su forma elegante y sin pretensiones así como la posibilidad revolucionaria de producirla en serie, contribuyó considerablemente al inigualable éxito de la silla. Ya en 1862, la silla de café, conocida actualmente como modelo 214, ganó la medalla de bronce de la exposición mundial de Londres y, en 1867, la medalla de oro de la de París. Sólo hasta 1930, Thonet vendió 50 millones de ejemplares, y la silla más célebre del mundo sigue fascinando en la actualidad. A lo largo de las décadas fueron apareciendo en Thonet distintas versiones de la 214; la última se comercializó a principios de 2015 dentro de la colección «Pure Materials» y, por primera vez, está hecha de madera local de fresno.

 

Revolucionaria en numerosos aspectos: un hito de la historia del diseño

 

La historia de éxitos de la silla n.º 14 comenzó en 1841 con una invitación del príncipe Clemente de Metternich, Premier Ministro y Ministro de Asuntos Exteriores de Imperio Austríaco, a quien atrajeron los experimentos de Michael Thonet con la madera curvada, dando por consecuencia que invitara al joven artesano alemán, nacido en Boppard, a Viena.
Allí, Thonet pronto consiguió doblar incluso madera maciza: largas varas de madera se sometían a presión y a vapor para volverlas elásticas y darles después la forma deseada mediante un dispositivo especial y fuerza muscular. El moldeado tridimensional de la madera maciza causó furor por aquel entonces. Enseguida llegaron pedidos para el palacio Liechtenstein y el palacio Schwarzenberg, y el actual icono 214 se convirtió rápidamente en todo un símbolo de la cultura de cafetería vienesa. Pero los proyectos en continuo crecimiento no fueron lo único decisivo para el enorme éxito de la silla: el novedoso proceso de fabricación hizo posible por primera vez la producción industrial en serie de una silla, un auténtico hito en la producción de muebles. La n.º 14 se podía fabricar siguiendo un proceso dividido en fases y se desmontaba por completo en tan solo seis componentes. Empaquetadas en una caja de un metro cúbico, se podían enviar 36 sillas a todo el mundo y se montaban in situ. La
historia del mueble moderno iniciaba su curso. Incluso actualmente, Thonet GmbH sigue produciendo en Frankenberg (Alemania) la silla de café original con el número de modelo 214 (antiguamente n.º 14).

 

Cómo mantener vivo un icono, por ejemplo con materiales especiales

 

Desde el principio, el propio Michael Thonet se encargó de perfeccionar la silla; más tarde se
ocuparon de ello sus sucesores. Recientemente, por ejemplo, en colaboración con la casa japonesa Muji se creó una colección de iconos típicos de Thonet de tubo de acero y de madera curvada simplificados, entre ellos también había una interpretación de la 214 diseñada por James Irvine (2008). A principios de 2015, la empresa presentó por primera vez su clásico de madera curvada dentro de la colección «Pure Materials». La madera de fresno procedente de bosques locales que se utiliza en esta línea de producción sostenible recibe intencionalmente un tratamiento muy sencillo para que la estructura del material se pueda sentir visualmente y al tacto y, para que los signos de uso se vayan perfilando con el paso del tiempo. Los bastidores están disponibles como variante tratada con aceite transparente o teñida en color oscuro y embellecida con barniz protector para madera natural. En la colección «Pure Materials», los asientos también reaccionan con signos de uso expresamente deseables, sobre todo el modelo con la piel «Olive Galicia», de primera calidad y curtida naturalmente, en la que se crea una pátina muy particular con el tiempo. Según lo que se desee, el modelo de la nueva colección también está disponible de serie con el clásico trenzado de mimbre o malla.

 

Basta con echar un vistazo: el original está marcado para siempre


Dicho sea de paso, se puede reconocer que tenemos una 214 original entre las manos de un rápido vistazo: en la parte inferior del bastidor de cada silla Thonet —antiguas y actuales— hay un sello grabado al fuego de la empresa con el año de fabricación. Los modelos más recientes se pueden identificar además por el asiento de forma trapezoidal. Thonet sustituyó en 1960 el asiento redondo original por esta variante mucho más cómoda.

 

» Download PDF "Historia 214 Pure Materials"

 

» Datos audiovisuales

 

 

Dirección o persona de contacto

For further information and images of all products please contact our
PR agency

 

neumann communication
Claudia Neumann, Anne Polch, Hanna Reif
Eigelstein 103-113
D-50668 Köln
Tel. +49 (0)221-91 39 49 0
Fax +49 (0)221-91 39 49 19
E-Mail thonet(at)neumann-communication.de

 

Thonet GmbH
Susanne Korn

Head of Marketing Communication
Michael-Thonet-Straße 1
D-35066 Frankenberg
Tel. +49 (0)6451-508-0
Fax +49 (0)6451-508-108
E-Mail susanne.korn(at)thonet.de